De locuras y elfas mutantes

13 04 2006

Mirian, nuestra querida ilicitana elfa mutante, bióloga, kunoichi, alquimista y próxima invitada de Las paridas de la guarida, me ha enviado una cadena sobre locuras hechas en mi vida. Y no le voy a decir que no… total, hasta el lunes no tengo escáner para el 9º episodio del cómic y no tengo nada interesante que comentar (excepto que odio mucho a Chitik).

1. Perderme en las Ramblas de Barcelona en el viaje de fin de curso de 8º de EGB. Vamos, eso de perderse en las Ramblas tiene lo suyo. La cosa es que el grupo con el que estaba se fue para un lado, yo me despisté y acabé perdiéndome y volviendo al hotel donde estábamos porque no había forma de encontrar a los demás. Luego resulta que no se habían movido del sitio. A esto digo, citando a Miri, “¡Daaaaaa!”.

2. En ese mismo viaje, hacer parar el autobús mientras veníamos de una visita al delta del Ebro para que yo meara… fueron dos paradas porque la primera vez se paró en un descampado y yo quería un váter y no evacué hasta que paramos en una estación de servicio. Idiota que era yo a mis 13 años. 😛

3. Irme andando desde el centro de Málaga hasta la residencia universitaria donde estaba, en Teatinos, ANDANDO. Sí, sí: ANDANDO. Todo por buscar una tienda de electrónica para comprar componentes para un trabajo de laboratorio. Al final la encontré y estaba a sólo un cuarto de hora de mi residencia, pero es que de allí al centro de Málaga había casi tres cuartos de hora de caminata. @_@

4. Entrar en un Salón del Manga y de tanto gastar (esto no es que se lo copie a Miri, es que ha pasado por algo similar) dinero en cómics y frikadas, acabar teniendo que sacar dinero de un cajero por comprarle a un amigo el 3×3 Ojos edición antigua de Planeta… lo peor fue que llamé a mis padres diciendo “si faltan X lerus no os preocupéis, ¿eh?”. xD

5. Ponerme en el Kotei del Madrid lo siguiente como “tarjeta de identificación”:


6. Tratar de explicarle a mi madre el porqué de mi figura de “la chica vestida de gata” (la figura de Felicia, de Darkstalkers, que compré en el Salón del Manga de Jerez hace un par de años) y la “caperucita asesina” (B.B. Hood/Bulleta, también de Darkstalkers, y también compré la figurita en el mismo sitio). Le dije “es una caperucita pasada de rosca… y ésta es una chica-gata” y ella preguntándome “¿entonces no va disfrazada de gata?” para acabar diciéndole yo “no lleva ropa”. Al menos he iluminado a mi madre sobre la verdad de Felicia.

7. Elegir a Dan Hibiki SIEMPRE que esté disponible en un juego de lucha… y ganar. Dan Hibiki es como Chuck Norris, pero con burlas en vez de patadas giratorias.

8. Intentar imitar el estilo de dibujo de Rob Liefeld (eso se hará público en cuanto esté listo), aunque sea para hacer mofa.

9. Tratar de orientar a mi padre por Londres. Tratar de buscar con él la Piedra de Rosetta en el museo londinense, que tuviera que preguntar cada dos por tres por tonterías porque a él le salía de ahí… si eso no es una locura, que venga Alan Moore y lo vea.

10. Crear a Monty Pantheon. Los Pantheons son la carne de cañón de los juegos de Megaman Zero, a mí me encantan los Monty Python… y luego pasa lo que pasa:


“Y la Tierra tiene forma de plátano”

11. Locura extra de la lista: Crear “Las paridas de la guarida”. Vamos, chicos, no me digáis que ésa no es una locura. xD

No paso testigo, como es costumbre… y volvemos con un teaser de Las paridas de la guarida #10:

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: